Personal de Policía Ambiental de Córdoba, en un procedimiento de oficio, constataron un desmonte total sobre la vegetación nativa en un campo de Balnearia que afectó a una superficie de 30 hectáreas. Entre los ejemplares intervenidos se encontraban las especies: chañar, tala, molle, palo azul y chilca.

Intervención forestal.

Los agentes instrumentaron el cese preventivo y precautorio, y procedieron al secuestro de un tractor con frente de topado y una rastra de doble acción.

//Mirá también: Marull: un incendio en un galpón ocasionó perdidas totales en maquinarias agrícolas

Secuestro de un tractor con frente de topado y una rastra de doble acción.

Cabe señalar que, según datos de la Policía Ambiental de Córdoba, en la provincia el desmonte ilegal ha afectado a 4.810,4 hectáreas de bosque nativo el año pasado. Esto es casi un 10% más que en 2019. Aunque, ambos años representan las cifras más bajas desde que en 2014 se comenzó a monitorear.