Este miércoles en La Matanza antes que el gobernador de la provincia de Buenos Aires Axel Kicillof, el ministro de seguridad Sergio Bern y el intendente del municipio Fernando Spinoza anunciaran la entrega de 50 nuevos patrulleros, La Policía demoró por “resistencia a la autoridad” a un manifestante cuyo hijo fue asesinado en González Catán.

En San Justo, durante la previa al acto oficial, un grupo de manifestantes se acercó para protestar por los altos niveles de inseguridad en la zona. Sorpresivamente uno de ellos, -padre de un joven asesinado en González Catán cuya identidad no trascendió-, fue demorado por la Policía. El hombre quería acercarse a hablar con el ministro Berni.

Según contaron quienes estaban presentes, una concejal de Juntos por el Cambio intentó evitar la detención. “Estamos en democracia, las personas pueden venir a manifestarse”, dijo Pamela Loisi. Sin embargo, el hombre fue trasladado a la comisaría.

La tensión aumentó cuando se acercó a la comisaría el concejal Eduardo Creus, también de Juntos por el Cambio. Allí discutió de manera acalorada con el comisario mayor Diego Gutiérrez.

En el hall, a los gritos, el uniformado lo invitó a pelear. “Te peleo en la plaza a vos, salame”, exclamó. “Patotero de Espinoza, mercenario, corrupto”, le respondió Creus. “Político, delincuente”, dijo el jefe zonal.

“Nosotros, los concejales, estábamos por la zona y nos enteramos de la presencia de un pequeño grupo de manifestantes. Militantes, concejales y policías bonaerenses empezaron a prepotearlos, a empujarlos, para sacarlos de la zona. Amenazaron con llevarlos detenidos”, dijo Creus, en diálogo con la señala de noticias TN.

“La concejal Loisi se acercó y también fue agredida”, agregó. “La Policía estaba jugando un rol militante y la gente no estaba agrediendo ni insultando”.

“Tuve una reunión muy tranquila con la jefa de la comisaría. Charlamos muy bien. Pero después me llevaron a una oficina vidriada. Me sentaron, me rodearon seis policías y otro me tomó una especie de declaración. Llegó el comisario mayor, me insulta e intenta golpearme“, dijo Creus.

Finalmente, el manifestante, demorado por “resistencia a la autoridad”, fue puesto en libertad por la tarde.

La versión oficial

Más allá de un tweet informativo respecto del acto, el gobernador no hizo ningún otro tipo de comentario al respecto. “Junto a Fernando Espinoza y Sergio Berni entregamos 50 patrulleros e incorporamos 500 efectivos a la fuerza policial de La Matanza para fortalecer la seguridad de los vecinos y vecinas del municipio”, publicó Kicillof en su cuenta de Twitter. En la imagen se lo ve saludar al público junto con Berni y Espinoza.

La indignación de la oposición

El episodio despertó el repudio opositor. “Exigimos que el ministro de Seguridad de la Provincia disponga la inmediata separación de sus cargos y ponga en disponibilidad al Jefe de Estación, Comisario Mayor Walter Mamani; y al Jefe Zonal, Comisario Mayor Gutiérrez”, expresaron desde Juntos por el Cambio - La Matanza.

Denunciaron “comportamientos incompatibles con el rol que la ciudadanía les asigna en un Estado de derecho”.

También se pronunció el ex ministro de Educación de la Nación, Alejandro Finocchiaro: “Lamentable lo que sucedió hoy con familiares víctimas de inseguridad en La Matanza, en el acto político organizado para informar que se recibirán patrulleros por parte del gobierno provincial. El municipio solo parece preocupado por capitalizar partidariamente un flagelo desesperante”.

Además, el ex funcionario nacional compartió un comunicado de esa fuerza política. “Resulta inaceptable que, en democracia, efectivos policiales hayan impedido, momentos antes de la realización del acto, la manifestación de vecinos”.

“La intención de este hombre era hablar con Espinoza. Algo imposibilitado por la irrupción de una patota encabezada por el concejal Rolando Galván, vicepresidente del bloque del Frente de Todos en el HCD”, apuntó el comunicado.

Sobre Espinoza, aseguraron: “Además de aparecer en actos políticos cuando vienen autoridades nacionales o provinciales, debería ejercer la conducción inherente a su cargo y trabajar profesionalmente para diseñar y poner en marcha un plan integral de seguridad ciudadana”.

Y agregaron que en La Matanza “se permitió instalar a la delincuencia, actualmente organizada en bandas y mafias que, con el objetivo de delinquir, asolan impunemente la vida de las familias matanceras”.