Por una denuncia en Catamarca secuestran 90 piezas arqueológicas en Pico Truncado puestas a la venta por un trabajador petrolero

Efectivos de la DDI Pico Truncado en una investigación de la Fiscalía Federal de la provincia de Catamarca, pusieron en resguardo 90 piezas arqueológicas en el Museo Regional de esa localidad.

Los elementos fueron puestos a resguardo del Museo de Pico Truncado.
Los elementos fueron puestos a resguardo del Museo de Pico Truncado.

la denuncia se realizó en la ciudad de Belén, provincia de Catamarca, cuando radicaron una denuncia ante la Fiscalía Federal de esa circunscripción, donde anoticiaban que existía a la venta a través de la red social Facebook piezas arqueológicas.

Ante ello la Policía de la provincia ubicó a la persona que ofrecía los elementos, quien manifestó que los vendía de buena fe, y que todas las piedras se encontraban en la casa de un hermano que reside en la localidad de Pico Truncado.

Por tal motivo ponen en conocimiento formal a la División de Investigaciones Pico Truncado, quienes en un procedimiento a cargo de la Subcomisario Dalila López Moreno ubican al vecino de 36 años involucrado en la situación procesal, y se presentan a los efectos de notificarlo. La Fiscalía Federal de Catamarca dispuso que se encontraba involucrado en infracción a la Ley Nacional Nro. 25.743, en el tráfico ilícito de bienes culturales.

Los elementos fueron puestos a resguardo del Museo de Pico Truncado.
Los elementos fueron puestos a resguardo del Museo de Pico Truncado.

Una vez entrevistado, entendió la situación y entregó inmediatamente las piezas que estaban exhibidas a la venta, y a su vez presentó otras más arribando a un total de 90 piezas. Por otra parte, agregó que desconocía la legislación y que en su actividad laboral en los pozos petroleros del Yacimiento El Huemul, distante a 25 km. de Pico Truncado y Koluel Kaike, siempre encuentra este tipo de elementos.

Los elementos quedaron en resguardo del Museo Regional de Pico Truncado a cargo de Sebastián Toledo, quien colaboró con el procedimiento, se entrevistó con el vecino y acordaron que cada vez que tenga mas piezas iban a ponerlas a disposición del museo, dado que siempre en su actividad encuentran muchas de ellas.

En cuanto a las piezas arqueológicas decomisadas se trató de una cantidad de 90 entre ellas existían puntas de proyectil, percutores, raspadores, raederas, cuchillos bifaciales y boleadoras.

Se destacó el trabajo realizado con la colaboración de la Dirección Provincial de Patrimonio de Cultural de la Provincia de Santa Cruz y la Dirección de Cultura de Pico Truncado.

Temas Relacionados