Además de todo lo que representa la leche en polvo en el mercado nacional, este producto es muy comercializado en el mercado internacional, debido a su mayor disponibilidad logística. Los principales países exportadores son: Estados Unidos, Unión Europea, Nueva Zelanda, Argentina y Uruguay; los importadores son: Brasil, China, Tigres Asiáticos y países productores de petróleo como Argelia.

En 2021, Brasil importó 51.842 toneladas de leche entera en polvo y 23.946 toneladas de leche en polvo descremada, es decir, se importó un total de 75.788 toneladas de leche en polvo. Los principales países de donde importa Brasil son los países del Mercosur, como Argentina y Uruguay. En el mismo año, Brasil exportó un total de 3.926 toneladas de leche en polvo.

LECHE EN POLVO. Es el principal producto de exportación de la cadena láctea argentina. (Archivo Ministerio de Agricultura de la Nación)

Por tanto, la dinámica de la balanza comercial demuestra que el país es predominantemente importador cuando se trata de este producto lácteo, y en consecuencia los valores de los productos importados son relevantes para la formación del precio en nuestro país.

Una de las principales plataformas de subastas de productos lácteos en el mercado internacional es Global Dairy Trade (GDT). La herramienta comenzó a operar en julio de 2008 y, hoy, se ha convertido en el principal indicador de cotización de lácteos en el mercado internacional. Las subastas se realizan dos veces al mes, siempre al inicio de cada quincena.

Estos precios practicados en el mercado internacional publicados por la subasta GDT están asociados al tipo de cambio (dólar) para llegar al precio equivalente de la leche importada pagado en Brasil, o sea, un precio de referencia para los productos importados convertidos al mercado interno. Si estos precios están por encima de los practicados en el mercado interno, se desalientan las importaciones. También ocurre lo contrario, si estos precios están por debajo de los practicados en el mercado interno, se tiende a estimular las importaciones.

El aumento de las importaciones y/o disminución de las exportaciones aumenta la oferta de leche en el mercado interno, lo que tiende a disminuir los precios cobrados por el producto. La disminución de las importaciones y/o aumento de las exportaciones, a su vez, reduce la cantidad de leche disponible en el país, lo que tiende a generar mayores valores en las negociaciones por el producto. Para comprender mejor cómo los resultados de la subasta GDT impactan en el mercado lácteo brasileño, haga clic aquí.

Leche en polvo Brasil

Momento actual

El primer semestre de 2022 fue intenso en el mercado lácteo internacional. Los precios de la leche entera en polvo, por ejemplo, alcanzaron casi USD 5.000/tonelada a mediados de marzo. Este movimiento estuvo anclado a la demanda china, ya a partir de abril, con la reducción de la demanda de importación desde Asia, los precios internacionales comenzaron a caer, ubicándose en torno a los USD 4.200/tonelada en esta época.

En términos de incentivos a la importación, entonces, el comienzo del año no fue muy atractivo para la compra de productos lácteos extranjeros, con la apertura de una ventana para la exportación de leche brasileña. Sin embargo, con la caída de los valores en el mercado internacional y la suba de los precios internos en Brasil, este incentivo ha cambiado, y actualmente estamos viendo una mayor demanda del producto importado.

Por el momento, las importaciones no han sido mayores solo por la baja disponibilidad de nuestros vecinos del Mercosur. Lo que podemos decir con relación a este tema es que la disponibilidad de Argentina y Uruguay debería aumentar a partir de agosto, ampliando el espacio para las ventas a Brasil.