A sólo nueve días del traspaso oficial del servicio de agua potable a manos del Estado Municipal, este miércoles y luego de un fin de semana extra largo con movilizaciones en distintos puntos de Villa Carlos Paz, trabajadores de la Cooperativa Integral bajo el amparo del Sindicato del Personal de Obras Sanitarias Córdoba (SIPOS), se encadenaron frente a la Legislatura provincial, según manifiestan: “En defensa de los puestos de trabajo”.

Este miércoles 17 de febrero frente a la Legislatura provincial en la ciudad de Córdoba. Foto: (Foto: gentileza Jorge Boido).

Todo se da en el marco de una tensa y conflictiva situación que data del año 2016 bajo la intendencia de Esteban Avilés -actual presidente de la Agencia Córdoba Turismo- quien por aquel entonces firmó el decreto 466, mediante el cual, se daba por finalizada la concesión del servicio de agua potable a la prestataria (Coopi).

Algo que inmediatamente derivó en más de cuatro años de diversas instancias judiciales, hasta que finalmente a fines de noviembre de 2020, y ya bajo la intendencia de Daniel Gómez Gesteira, la Corte Suprema de Justicia de la Nación (CSJN) desestimó el amparo presentado por la Cooperativa Integral, por lo que desde el Gobierno de la Ciudad afirmaron que “el agua potable de Villa Carlos Paz pertenece al Municipio y sus vecinos”.

Asimismo, y luego de que a fines de enero el Concejo de Representantes desaprobara la ordenanza presentada por el intendente municipal a fin de regular de manera formal la absorción de los empleados de la Coopi a la planta municipal, puntualmente de aquellos que “se encuentren afectados exclusivamente a la prestación del servicio de agua” y a quienes se les iba a respetar los derechos de antigüedad, categoría, la escala salarial y la agremiación sindical, las movilizaciones y protestas se multiplicaron con el correr de las siguientes semanas.

Sus clásicas remeras color turquesa con los nombres de los empleados involucrados en un conflicto que no cesa. Foto: (Foto: gentileza Jorge Boido).

Incluyendo este 17 de febrero, con empleados y dirigentes de la Cooperativa Integral que decidieron trasladar su reclamo a las inmediaciones de la Legislatura provincial en la ciudad de Córdoba, argumentando que “el Municipio de Villa Carlos Paz pretende avanzar en el traspaso de servicio de agua el 26 de febrero sin garantizar los puestos y los derechos laborales que hoy brinda la Coopi”, expresaron en un breve y reciente comunicado de prensa.

Y agregaron: “Se está solicitando que el Gobierno Provincial intervenga para abrir una mesa de diálogo que permita canalizar el conflicto, en resguardo de los puestos de trabajo y del servicio de calidad que brinda la Cooperativa desde hace 57 años”, completaron el escrito.