Dos policías de Córdoba lograron salvarle la vida a una bebé en barrio Argüello. La pequeña no presentaba signos vitales cuando sus padres localizaron a los efectivos de seguridad, que le realizaron las maniobras de primeros auxilios.

María José, mamá de Alma, contó a Vía Córdoba que la pequeña de 1 año y dos meses hizo un pico de fiebre y comenzó a convulsionar. Sin poder reanimarla, acudieron por ayuda y fue cuando se encontraron con el cabo primero Maximiliano Damiani y el subcomisario Marcelo Albarracín, que no dudaron en asistir a la bebé.

La pequeña fue salvada por dos Policías de Córdoba. Foto: (gentileza)

Todo pasó el sábado a las 14 horas, los padres de la pequeña habían salido y dejado a la niña a cargo de su abuela. Cuando llegaron al domicilio, la tía de Alma la sostenía en brazos, pidiendo auxilio, ya que la niña no respondía.

“Salimos en el auto a la Ricardo Rojas y gracias a Dios, delante de nosotros venía un móvil policial. Me asomo por la ventana, le grito desesperada que se frene y Damiani frena el móvil y nos auxilia. En ese momento, un policía que estaba de civil en la YPF ve la situación y cruza a ayudarnos”, recuerda.

Entre los dos le hicieron maniobras de primeros auxilios. Alma volvió a respirar y nos llevaron al Hospital Privado en el móvil policial mientras Albarracin, le hacía masajes de reanimación. Ahí la estabilizaron y después, la trasladaron al Hospital Infantil”, detalla la mujer.

La pequeña estuvo internada todo el fin de semana y María José asegura que los efectivos policiales siempre estuvieron en contacto con ella. “En todo momento me preguntaban cómo estaba y cuál era el parte médico. Estoy super agradecida con ellos. Alma está acá gracias a ellos”, expresó.

Actualmente, Alma está de alta y se encuentra en buen estado de salud.