Ignacio Cervin nació el 31 de julio de 1926. Pasó su infancia en el campo y solo pudo ir unos pocos años a la escuela. A lo largo de su vida además fue tabacalero, albañil, herrero y carpintero. Sin embargo, decidió retomar sus estudios y se convirtió en el alumno más longevo de Argentina.

Más de ocho décadas después de abandonar la primaria, Don Ignacio, como lo conocen en su pueblo, decidió anotarse en la escuela para terminar sus estudios básicos. Lo hizo después de que se aprobara una reorganización institucional en los tres establecimientos educativos para adultos de Colonia Carolina.

Ignacio Cervin recibirá su diploma de secundaria a los 95 años

A los 92 años recibió su diploma de primaria. Entonces, el Ministerio de Educación de la Nación le hizo un reconocimiento especial en sus redes sociales.

Sin embargo, Ignacio fue por más y siguió estudiando. Se anotó en la escuela secundaria, en el turno noche, y el próximo jueves recibirá su diploma de finalización de estudios secundarios a los 95 años.

En diálogo con “Carolina TV”, Cervín contó: “Se me dio por estudiar porque de chico no había terminado la primaria, nadie me alentaba en esos tiempos”.

“Este tema de estudiar me gusta y creo que acá no habrá de quedar mi educación. Seguramente seguiré algo más”, confió.