Manchester City no pudo ganar. Hacía 12 partidos que lo único que conocía era la victoria en la Premier League. Empató 1-1 con Southampton, en un duelo que mereció más.

El equipo de Pep Guardiola visitó St Mary’s Stadium y no logró convertir más que su rival. Fue ampliamente dominador durante el juego, pero el tanto de Kyle Walker-Peters fue muy valioso para los locales.

Manchester City no pudo vencer a Southampton pero sigue líder de la Premier League. Foto: AP

Los goles del partido

Kyle Walker-Peters dio la sorpresa de la tarde. A los seis minutos del juego, el lateral recibió por derecha y fue escalando hasta el área. Cuando recibió en zona peligrosa, disparó y venció a Ederson para el 1-0.

Manchester City tuvo que aguantar una hora para conseguir la igualdad. A los 65 minutos, Aymeric Laporte conectó de cabeza un gran centro de Kevin De Bruyne y firmó el 1-1.

Manchester City dominó pero no pudo ganar

El equipo de Guardiola realizó 20 remates contra siete que pudo intentar su rival. Tuvo la posesión de la pelota durante el 75% del partido.

Además de los 11 tiros de esquina que tuvo, el City completó 757 pases contra los 271 de los locales.

Si bien los ciudadanos probaron por muchos ejes, la igualdad rompió su racha en Premier League: llevaba 12 victorias seguidas.

De todos modos, el liderazgo del Manchester es rotundo. Le lleva 12 puntos de ventaja a Liverpool -que tiene dos partidos menos-, su más cercano perseguidor.

Los datos de la gran racha ganadora del Manchester City

Los ciudadanos marcaron 34 goles en sus 12 partidos con victorias al hilo.

Solamente recibieron ocho tantos y pudieron mantener su valla invicta en siete juegos.

En su lista, bajaron a grandes rivales como Chelsea, Manchester United y Arsenal. También bajaron al Aston Villa de Dibu Martínez y Emiliano Buendía y al Leeds de Marcelo Bielsa, con un 7-0 brutal.