Vikingo: el custodio personal de Sebastián Villa que tuvo un papel clave la noche de las denuncias

Vikingo es el custodio personal de Sebastián Villa que fue mencionado por una de las denunciantes.
Vikingo es el custodio personal de Sebastián Villa que fue mencionado por una de las denunciantes. Foto: @AgenciaTelam

Tamara Doldán es la primera denunciante y la que nombró varias veces en su declaración al guardaespaldas.

Vikingo es el apodo por el que conocen al custodio personal de Sebastián Villa. En los últimos días tomo más notoriedad porque tuvo un rol clave en la noche de las denuncias.

La causa por delito de abuso sexual contra el jugador de Boca sigue su curso. Pese a que el juez le negó el pedido de captura al delantero que pidió la Fiscas Vanesa González, ella sigue metida de lleno en busca de pruebas concretas que determinen con certezas que sucedió aquella noche. Ahora una de las nuevas pistas es el guardaespaldas que protege al colombiano y lo sigue a todos lados. Este hombre fue nombrado varias veces por Tamara Doldán, la primera denunciante.

Sebastián Villa junto a Vikingo, su custodio personal.
Sebastián Villa junto a Vikingo, su custodio personal. Foto: @todonoticias

El hombre en cuestión, fue fundamental en la noche del 26 y la madrugada del 27 de junio de 2021 cuando sucedieron los hechos de abuso. En la declaración testimonial de la primera víctima, su nombre es mencionado varias veces por ella. También, la nueva denunciante, citó al señor que se encarga de mantener a Villa seguro. Un total de 17 veces nombró al Vikingo. Una de sus declaraciones al respecto, fue: “Cuando ella (su amiga) sale de la pieza, antes de empezar a pelear conmigo le recrimina al Vikingo y le dice ‘por qué no me abrís si te estoy diciendo que me abras’, a lo que él le contestó ‘vos ya sabés que yo no los puedo interrumpir’”.

Además agregó que esta persona en cuestión, tenía la tarea de llevar chicas a la casa del jugador. Las invitaba, les pagaba el UBER, les daba alcohol y les daba dinero a cambio de que asistieran. Cuantas más mujeres fueran, era mejor. La novia del Vikingo, una chica llamada Agustina, era el nexo entre las invitadas y el custodio personal. Otra de las cosas que se creen, es que el guardaespaldas se encargó de disuadir a los policías que asistieron aquella noche para ver qué sucedía. Aún no fue citado a declarar el Vikingo, pero puede que pronto lo sea.