El insólito hecho ocurrió en el mediodía de la jornada de ayer, en zona de monte ubicado a la vera de la Ruta Provincial N°20, allí los efectivos de la Comisaría local en conjunto con la división Drogas Peligrosas de la Unidad XIV, incautaron 26 kilogramos de marihuana que fueron hallados luego de extinguir las llamas de una precaria vivienda de madera.

Un vecino de la zona se acercó a la dependencia policial e informó a los policías sobre el incendio. Ante esto, una patrulla se dirigió hasta el lugar, donde constató lo ocurrido y solicitó la colaboración de los bomberos voluntarios de Pozo Azul. En ese contexto, los uniformados notaron entre las llamas diferentes bultos rectangulares.

Por esta razón, los efectivos requirieron la presencia de los agentes antinarcóticos, quienes realizaron el test de rigor a los envoltorios luego de que se sofocaran las llamas, el cual arrojó positivo para cannabis sativa.

Sofocaban un incendio y se toparon con ladrillos de marihuana en Pozo Azul.

Posteriormente, el estupefaciente fue contabilizado en 62 panes. Tras consultar con el Juzgado Federal de Eldorado, su Magistrado ordenó el secuestro de la marihuana.