En un quiosco del Centro de Mendoza, ubicado en calle Buenos Aires al 25, un hombre sacó un cuchillos para amenazar al comerciante que atendía el lugar. El delincuente solo pidió cervezas para saciar su sed y se fue.

Personal de policía indicó que el hecho ocurrió a metros de la calle San Martín cerca de las seis de la mañana. Al parecer el sujeto que delinquió no pensó mucho lo que estaba por hacer, pero se quedó con lo que solicitaba.

El hombre no pidió objetos de valor, tales como billetera o celular, ni le indicó a la persona que trabaja en el lugar que le entregara dinero. El único objetivo del hombre era terminar con su sed y por eso hurtó tres latas de cerveza.

Oficiales que trabajaron en el caso no dieron con la persona, pero si replicaron el testimonio del hombre de 28 años que fue víctima de otro hecho de inseguridad en el Centro mendocino. En el relato el comerciante dijo que solo se registro el robo de las bebidas alcohólicas.