El próximo sábado 4 de diciembre a las 18:00 horas, el Centro Social Cabín 9 organizará en la Plaza del Barrio un Festival Musical con la idea de seguir reclamando a la Municipalidad un servicio tan esencial como es el agua potable.

La invitación que circula a través de las redes dice así: “Vecinos y vecinas del barrio, queremos invitarlos a que nos acompañen en este festival para reclamar nuestro derecho al agua potable, y cerrar este año de lucha. Habrá música, juegos para niños/as y proyección de video”.

El Centro Social Cabín 9 convocó a muchos artistas para dicho Festival. Invitan a todos los vecinos a participar del evento “con reposera y mate” para compartir una tarde agradable. Desde Vía Pérez, dialogamos con Manuel Manzano, un integrante del Centro Social, quien quizo agradecer a todos los artistas que rápidamente se sumaron a la convocatoria y se solidarizaron con el barrio.

“Es una problemática histórica del barrio”, dijo Manuel. El año pasado hubo una serie de reclamos y la idea es mantener la cuestión instalada en el barrio para movilizar a los vecinos y convocar a la gente para que esté al tanto de esta problemática. “Optamos por un festival para darle visibilidad ya que es una manera de que los vecinos se sensibilicen y tomen conciencia de esto”.

Para Manuel, a pesar de los reclamos realizados el año pasado, aún no obtienen respuestas por parte de la Municipalidad: “la verdad que no hay claridad en relación a cómo está la obra, unas veces dicen una cosa y otras veces otra. Le propusimos un montón de cosas a la Municipalidad. Una es armar un censo con la gente que tiene discapacidades, o adultos mayores para que por lo menos a esas personas les lleven el agua a la casa. Eso nunca lo hicieron”, sostuvo.

“Les hemos propuesto que formalicen la situación de la gente que trabaja en llevar el agua a los domicilios, porque además trabajan niños en eso. Y eso pasa en las narices de la Municipalidad. El agua la entregan pero en el tanque, no la llevan a domicilio”, aclaró el vecino de Cabín 9.

Manuel explicó que la Municipalidad de Rosario tiene varios barrios sin agua “y pasan con un tanque y una cuba: vos podés cargar el agua, tenés garantizado que te pasan a cargar el agua y no tenés que ir a buscarla.

En Cabín 9, la resultante de esto “es que la gente termina pagando más la vida, que comienza a salir más cara porque vos le pagás a alguien que la vaya a buscar o tenés que encargar a alguien de tu familia que se organice para traerla”, dijo Manuel.

Además explicó que el año pasado tuvieron que hacer una manifestación para conseguir que les instalaran una media sombra, y al día de hoy “hay que estar detrás con los horarios, y pedir que coloquen la media sombra”.

“No es una idea de estadistas eso, es una idea simple. Hay vecinos que se nos han acercado y nos dijeron que terminan tomando agua de la canilla y esa agua está re contaminada. Hace falta un poco más de humanidad para resolver el tema”, afirmó Manuel.