En la madrugada del domingo, un policía que intentaba desbaratar una fiesta clandestina fue asesinado de un balazo. Diego Rosales, de 30 años, estaba persiguiendo a unos jóvenes cuando fue interceptado por un vecino en Mar del Plata.

//Mirá también: La policía desarticuló otra fiesta clandestina en Ciudad

El patrullero de la Comisaría Quinta, donde se encontraba Rosales, recibió una denuncia de una fiesta clandestina en las calles Jorge Newbery y Pesquero Narwal, en el Barrio Parque Estrella Maris, a las 4 de la mañana. Al arribar, el oficial vio que los jóvenes de la fiesta le arrojaban piedras a un taxista.

La intervención de Rosales y su compañero desembocó en una persecución que finalizó en la calle Pesquero Quovadis. Allí, los jóvenes se refugiaron en una casa y, cuando los policías ingresaron, el dueño de la vivienda disparó e impactó al efectivo.

Diego Rosales, el policía asesinado en Mar del PlataFoto: Policía PBA

//Mirá también: Un agente de la Policía logró salvar a un niño de un incendio en Villa María

Pese a que Rosales fue trasladado de urgencia al Hospital Privado de Comunidad, los médicos no pudieron hacer nada y falleció.

Amílcar Morán, de 69 años, quedó detenido por el delito de homicidio agravado por el uso de arma. El diario La Capital de Mar del Plata informó que podría quedar en libertad el día de hoy.

La Justicia de menores imputó a varios de los jóvenes que se encontraban en la fiesta ilegal por violación de domicilio.