En medio de las tensiones con la Corte Suprema de Justicia, el Gobierno prepara el envío al Congreso de la Nación de un proyecto de ley para reformar la composición de la actual del Consejo de la Magistratura, el ente encargado de selecciones jueces.

Este organismo es dependiente del Poder Judicial de la Nación y está integrado por jueces, abogados, legisladores, un representante del Poder Ejecutivo y otro del sector académico, con el objetivo de darle pluralidad y diferentes voces.

En el artículo 114 de la Constitución Nacional, que fue incorporado en la reforma de 1994, se estableció la creación del ente. “El Consejo será integrado periódicamente de modo que se procure el equilibrio entre la representación de los órganos políticos resultante de la elección popular, de los jueces de todas las instancias y de los abogados de la matrícula federal”, remarca el código.

Uno más. Lorenzetti le tomó juramento a Horacio Rosatti, el cuarto miembro de la Corte Suprema. (Télam)

Desde el Poder Ejecutivo esperan que la Corte Suprema declare inconstitucional la actual composición de 13 miembros, que no respetaría el pretendido equilibrio entre representantes de órganos políticos y jurídicos.

La iniciativa que pretenden enviar desde la Casa Rosada busca que el número de integrantes ascienda a 17 miembros, sumando abogados, jueves y académicos. El fallo por parte del máximo tribunal llegaría a mediados de diciembre.

La iniciativa cuenta con el aval Alberto Fernández y Cristina Kirchner. Fue trabajado por la secretaria de Legal y Técnica de la Nación, Vilma Ibarra, funcionaria de confianza del Presidente, y por el ministro y viceministro de Justicia, Martín Soria y Juan Martín Mena, cercanos a la vicepresidenta.