No han pasado cuatro meses desde su última detención en su vivienda del barrio Fátima con elementos de dudosa procedencia, otra vez es noticia por deambular en el ámbito delictivo. Se trata del joven de 26 años apodado “Kimbi”, que cayó otra vez con objetos electrónicos y de otros rubros, robados.

Además, como dato no menor, espera el juicio por la muerte del empresario Juan Carlos Scholz de 53 años, ocurrido en San Ignacio en el 2016, donde está imputado por “homicidio en ocasión de robo”.

En la jornada de ayer, los efectivos policiales concretaron un allanamiento en una vivienda de ese barrio, donde reside “Kimbi” y secuestraron dos televisores, celulares, controles de videojuegos, una plancha, joyas y una motocicleta marca Honda 125 c.c. entre otros elementos.

La investigación se inició hace varias semanas porque hubo pistas firmes de que “Kimbi”, y esta vez un cómplice, habrían cometido nuevamente robo. El otro detenido es un hombre de 36 años, apuntado al igual que “Kimbi” por al menos cinco delitos contra la propiedad, ocurridos en las últimas semanas en la zona sur de Posadas.

Nuevamente, “Kimbi” fue detenido por robo. Foto: Policía de Misiones

Además de esperar el juicio por el homicidio del arenero Juan Carlos Scholz, afronta una causa por “lesiones graves” contra un joven en barrio Fátima, al que apuñaló durante una gresca en octubre del año pasado.

Antes de Navidad del 2021 fue liberado, pero un mes después fue detenido con artefactos robados y nuevamente volvió a prisión. Recuperó la libertad, pero ayer sumó su quinta detención desde que fue excarcelado en febrero del 2021. Los allanamientos estuvieron bajo la órbita Juez de Instrucción N°7, Miguel Mattos.