Thiago Gentili es un puntaltense que lucha contra la fibrosis quística desde pequeño y para tener una mejor calidad de vida, los médicos le recetaron Trikafta. Además, saldría después de 6 años, de la lista de espera para un trasplante bipulmonar.

Durante los primeros días de Julio, el Juzgado de Paz de Coronel Rosales firmó un amparo a favor del adolescente y ordenó que IOMA le entregue la medicación.

En la actualidad el adolescente continúa esperando la medicación y grabó un video donde manifestó, “como todos saben el juez de Punta Alta dijo que IOMA me tiene que dar el Trikafta, pero aún no me asignaron una droguería”.