A nivel mundial, se conmemora este 15 de octubre, el “Día del duelo gestacional y perinatal”, con el que se busca visibilizar, entender, comprender y apoyar a todos aquellas madres, padres y familias que en algún momento han tenido que vivir el duelo de perder a su hijo.

En este marco, el Centro de Acompañamiento de la Mujer Embazada y el Niño por Nacer (CAMENN), dependiente de la Secretaría de Desarrollo Humano de la Municipalidad, se suma a la concientización y visibilización de una problemática que atraviesa una de cada cuatro mujeres en silencio: el duelo gestacional y perinatal.

Es una forma de honrar la memoria y homenajear a esos bebés que fallecieron en etapa de gestación, parto o después de nacer. El primer paso para un duelo sano es reconocerlo, poder compartirlo, socializarlo. Acompañar el duelo significa dejar transcurrir el tiempo, dejar nacer y vivir el dolor, para comprenderlo y reconvertirlo, para aceptarlo e integrarlo.

Por ello, Artentapiales pintó un mural alusivo en la calle Paraguay y Las Heras. Se puede observar una mujer embarazada y una figura humana alada que alza vuelo desde su vientre, sobre un fondo de hojas de gingko biloba, un árbol muy antiguo considerado por sus poderes curativos como una planta medicinal, conocido además como portador de esperanza, símbolo de vida y renovación.