Tras 11 meses de prisión fue liberado este jueves, el joven Guillermo Nicolás Arias uno de los acusados en la investigación por el asesinato del cura Jorge Vaudagna, quien fue atacado a balazos en la puerta de la iglesia, en Vicuña Mackenna, en 2020.

//Mirá también: El último adiós al padre Jorge de Vicuña Mackenna

Tras una audiencia en la Cámara Primera del Crimen de Río Cuarto, Arias recuperó su libertad y su defensor, Daniel Fernández, opinó: “Estuvo 11 meses detenido en forma totalmente injusta. Fue un perejil en una pésima investigación policial”, disparó en declaraciones a Cabledigital.

Seguidamente, el letrado contó que han presentado un pedido de absolución total para su defendido ya que últimas pericias confirmarían que no estuvo en la escena del crimen, aquel sangriento 25 de octubre cuando el cura fue asesinado de tres balazos mientras se disponía a guardar su camioneta.