El exintendente rosarino Héctor Cavallero, conocido como "el Tigre" murió este viernes, en la madrugada de su cumpleaños número 81.

Héctor "el Tigre" Cavallero (Twitter)

Su compañero de militancia, Alfredo Curi, así lo confirmó en Radiópolis. Cavallero estaba enfermo desde hacía muchos años y últimamente permanecía aislado en su casa, por la pandemia de coronavirus.

"Muere un maestro pero siguen sus lecciones", dijo Curi visiblemente emocionado. El velorio de Cavallero es en la sala Caramuto, con las restricciones impuestas por la pandemia. Luego será enterrado en el Cementerio de los Disidentes.

Cavallero impulsó cambios trascendentales para la ciudad de Rosario. Nació en Las Parejas hace 81 años y completó en la ciudad sus estudios de bioquímico. Militó activamente durante su carrera y luego fue delegado gremial en el Hospital Carrasco.

Entre 1969 y 1971 fue secretario seccional del Sindicato de Trabajadores Municipales. Como integrante del Partido Socialista Popular, se opuso a la dictadura militar.

En el año 1983 fue candidato a gobernador de la Provincia de Santa Fe, y en 1985 ingresó como concejal del Concejo Municipal de Rosario por el partido Unidad Socialista, cargo que mantuvo hasta 1989.

Entonces, ante la renuncia de Horacio Usandizaga, fue elegido intendente para finalizar el mandato, en representación de la Unión Socialista. En 1991 fue reelecto y ocupó el cargo hasta 1995.

Héctor "el Tigre" Cavallero (Twitter)

Ese año perdió las elecciones para gobernador de Santa Fe por menos de 1% de los votos, y en 1997 asumió como concejal de Rosario por el PPS. En 1999 fue elegido diputado nacional permaneciendo en dicho cargo hasta el año 2003.

En 2009, después de dos años de no ostentar ningún cargo público, fue elegido concejal de Rosario por tercera vez. En 2011 fue candidato a la intendencia rosarina por el Frente Santa Fe Para Todos, ligado al justicialismo, y obtuvo 149.873 votos (30,10% de los votos válidos emitidos) lo que no le permitió obtener la intendencia municipal.

Hasta el 2019 fue diputado provincial por el Partido Progreso Social (PPS).