Después de una feriado con mal tiempo, el frío se acentuó y el jueves empezó con sensación térmica bajo cero en Rosario. Según el pronóstico, se espera que el sol vuelva a salir, pero sólo durante algunas horas, ya que después de la tarde resurgen las chances de lluvias aisladas.

La ciudad amaneció con 3 grados, humedad del 98 % y visibilidad casi normal tras una madrugada con bancos de niebla a nivel local. El Servicio Meteorológico Nacional (SMN) anuncia una máxima de 16 ° con viento desde el este y cielo parcialmente nublado pasada la mañana.

El pronóstico indica que este viernes a la madrugada pueden registrarse lluvias aisladas y la semana termina con malas condiciones meteorológicas en Rosario. Así se anticipa una jornada sin sol, aunque también con un salto importante en la mínima probable.

De acuerdo a los datos del SMN, el fin de semana no será mucho mejor. Se espera que el cielo siga mayormente nublado este sábado y el sol reaparezca el domingo con una máxima de 17 grados.

En lo que respecta al pronóstico para el final de mayo en Rosario, entre el lunes y el miércoles no hay lluvias a la vista en Rosario. Como contrapartida, la temperatura seguirá lejos de los 20 ° a nivel local.