El intendente Pablo Javkin lamentó este miércoles el homicidio de Joaquín Pérez, el arquitecto al que balearon para robarle el auto en barrio Arroyito. “No es un asesinato más”, afirmó sobre el episodio registrado la noche anterior en la zona norte de Rosario.

//Mirá también: Lo balearon a la vuelta de su casa en Arroyito, le robaron el auto y murió

El titular de la Municipalidad aseguró que la víctima de 34 años era “un buen chico, un resiliente que había perdido a sus viejos y seguía estudiando, trabajando, siendo padre”.

El intendente se pronunció en redes sociales tras el crimen que conmocionó a barrio Arroyito.

A través de su cuenta de Twitter, Javkin consideró que el crimen marcó el inicio de “un día muy triste” para la ciudad. A continuación, pidió: “No naturalicemos estas cosas”.

//Mirá también: Un caso de violencia escolar enfrentó a Ana Laura Martínez y Pablo Javkin

Así como se mostró dolido por el episodio, el intendente hizo un reclamo público a las autoridades nacionales a una semana del desembarco de 575 gendarmes en Rosario como parte de un nuevo plan de seguridad. “Si vinieron fuerzas, por favor, que empiecen a cuidarnos mejor”, manifestó en redes sociales.

El dirigente del Frente Progresista se pronunció al mediodía frente a la conmoción que generó lo ocurrido en Arroyito. De hecho, vecinales rosarinas convocaron a una protesta este jueves a las 19.30 en el cruce de Juan B. Justo y Alberdi, muy cerfca de la escena del crimen.