Los establecimientos educativos de toda la provincia realizan actividades presenciales y virtuales con normalidad. En cuatro de las 576 escuelas de toda la provincia se detectaron casos positivos de coronavirus, los cuales no pusieron en riesgo las actividades en las aulas físicas ni fueron motivo de suspensión.

El Ministerio de Educación realizó un balance en el que dejan en claro que tanto alumnos como docentes respetaron protocolos sanitarios y utilizaron el equipo de cuidado establecido. Gracias a estos actos lograron habilitar clases de educación física, actividades artísticas y recreos fuera de las aulas.

En tanto a las vacunaciones de los docentes, el jefe del Programa Control de Gestión, Mariano Barrera, contó que de los 9 mil docentes que hay en San Luis ya se vacunó el 65%: “Hasta el viernes teníamos vacunados 6.650 docentes de los niveles obligatorios, un porcentaje bastante amplio que está por encima del 65%”, aclaró para El Diario de la República.

Protocolos para las clases presenciales de educación físicaFotografía Gobierno de Mendoza -

“Hicimos un balance durante las tres semanas y fue altamente positivo; teníamos muchas expectativas por cómo se iban a desarrollar las clases presenciales en un contexto de pandemia con todos los cuidados y protocolos que se habían predispuesto”, contó el funcionario.

Barrera hizo hincapié en los avances que visibilizaron en las escuelas los primeros días de cursado: “Hicimos un corte en la primera semana y fue favorable, ya que vimos que cumplieron los cuidados en el ingreso y egreso de los establecimientos, respetaron el distanciamiento, docentes y alumnos aplicaron el uso de protección, hubo ventilación en las aulas y las burbujas se cumplieron. La segunda semana también fue positiva y se acomodaron algunas cosas que no se estaban cumpliendo en algunas escuelas”.

En tanto a los cuatro casos positivos que se detectaron, de inmediato se descubrieron activaron el protocolo donde se ordenó a aislarse a las burbujas afectadas. : “Los plazos de aislamiento que antes eran de 14 días, ahora son de 10. Por ejemplo, si los niños de primaria menores de 8 años en su burbuja tienen la presencia de un caso positivo, no se les exige el hisopado, solamente se aíslan por 10 días. Para los chicos mayores de 8 años tampoco se exige un examen, sino que se le recomienda al tutor que lo haga. Si el padre decide no hisoparlo, en vez de cumplir 10 días de aislamiento, por ser un contacto estrecho tendrá que hacerlo por 14 días”, aseguró el jefe de Control de Gestión.

La modalidad de clases que se desarrolla en la provincia es mixta, por lo que se desenvuelven de manera presencial como virtual. El protocolo establecido es, en la mayoría de las escuelas, tres veces por semana presencial donde asiste una burbuja con la mitad del alumnado, y el resto tiene clases virtuales. Este procedimiento es rotativo entre burbuja y burbuja.

Con el correr de los días fueron flexibilizando más actividades para los estudiantes como las clases de educación física al aire libre, las actividades artísticas y los recreos fuera del aula. Las acciones que aún no están permitidas en las escuelas son: el izamiento tradicional de la Bandera con la presencia de todos los alumnos, los actos conmemorativos y el funcionamiento de los kioscos.

Los docentes desde el viernes tienen habilitada la aplicación que les permite a los directivos escolares registrar cualquier caso positivo o sospechoso que detecten. Este nuevo método agilizará el modo de trabajo de los Ministerios de Educación y Salud para actuar rápidamente si es detectado un contagio.