Luego del bochornoso episodio de violencia en el que se vieron involucrados los inspectores de tránsito de la capital tucumana junto a un grupo de motociclistas que se enfrentaron a golpes de puño en plena vía pública, el subsecretario de Tránsito y Transporte de la capital, Enrique Romero habló del hecho y realizó una fuerte crítica por la falta de intervención de los efectivos policiales del 911 que se hicieron presentes en el lugar al momento de la pelea.

Mirá también // Batalla campal entre inspectores municipales y transeúntes en la capital tucumana

“Unos 30, 35 individuos que estaban en el sindicato comenzaron a agredir a un grupo de inspectores, quienes llamaron al 911 al verse desbordados. Cuando aparecieron los agentes del 911, en vez de intervenir para disuadirlos para que no siga la confrontación, intenta detener al personal de Tránsito. Es el mundo al revés, el mundo pata arriba”, relató Romero en conferencia de prensa.

Romero cuestionó a las autoridades del Ministerio de Seguridad y enumeró distintos hechos o ataques bienes de la Municipalidad capitalina: “a la Municipalidad le están robando los cables de la vía pública, nos rompen los semáforos o queman los transformadores. Pero están molestos en la Policía porque le hacemos multas en la calle Maipú al 400 (funciona allí la Guardia Urbana)”.

”Voy a empezar a levantarles los coches en la Maipú al 400. Ya está, se terminó, y que (José) Ardiles no me pida más tregua. A los inspectores le han prometido que les plantarán droga cuando los pillen. Cada que les pedimos que intervengan, no lo hacen (por la Policía)”, agregó.