La autopsia del kiosquero de Ramos Mejía: Roberto Sabo recibió cuatro disparos a corta distancia

Ramos Mejía: mataron a un kiosquero, robaron para escapar y terminaron detenidos
Ramos Mejía: mataron a un kiosquero, robaron para escapar y terminaron detenidos

Por el crimen del comerciante se encuentra detenido Leandro Daniel Suárez (30), quien se negó a declarar durante la indagatoria.

La autopsia preliminar de Roberto Sabo, el kiosquero de Ramos Mejía que fue asesinado en un intento de robo por Leandro Daniel Sánchez, arrojó que recibió cuatro balazos, a menos de 30 centímetros, y con un calibre .22.

Según el informe al que accedió Clarín, todos los disparos de Sánchez contra Sabo fueron a corta distancia.

Los peritos a cargo de la autopsia determinaron que en el cuerpo de Sabo se hallaron seis orificios, aunque se detectaron cuatro impactos de bala: dos en el pecho y dos en la cabeza, del lado izquierdo.

Velatorio de Roberto Sabo, el kiosquero de Ramos Mejía asesinado por un delincuente

Según informa el citado periódico, la familia de Roberto Sabo comunicó que el velatorio se desarrollará este martes, desde las 17 horas, en una sala de la avenida Perón, en la localidad bonaerense de Morón.

“Sé que tenía muchos clientes y lo querían mucho. El que quiera pasar a despedirlo y dejarle un mensaje es más que bienvenido”, escribió Nicolás, uno de los hijos.

Nicolás Sabo, uno de los hijos del kiosquero asesinado a tiros en Ramos Mejía, convoca al velatorio de su padre mediante un mensaje en su cuenta de Instagram.
Nicolás Sabo, uno de los hijos del kiosquero asesinado a tiros en Ramos Mejía, convoca al velatorio de su padre mediante un mensaje en su cuenta de Instagram. Foto: @nicolassabo

La súplica del asesino del kiosquero de Ramos Mejía para que no le den perpetua

Si bien Leandro Daniel Suárez se negó a declarar en primera instancia por el asesinato del kiosquero de Ramos Mejía, sí le llegó a implorar al fiscal Federico Medone, de la Unidad Funcional de Instrucción (UFI) de Homicidios de La Matanza, que no le dicten prisión perpetua.

“Por favor señor fiscal, no me pida perpetua”, pidió Suárez durante la indagatoria.

Leandro Daniel Suárez (29) estuvo casi seis años preso por robo y hurto y recuperó la libertad en agosto de 2020.
Leandro Daniel Suárez (29) estuvo casi seis años preso por robo y hurto y recuperó la libertad en agosto de 2020.

Fuentes judiciales también le confiaron a Clarín que Suárez manifestó sus ganas de morir tras ser arrestado. “Me quiero suicidar”, dijo el imputado por “homicidio agravado criminis causa y por el uso de arma de fuego”.

Suárez también quedó detenido por “robo calificado -dos hechos-, hurto de vehículo, portación ilegal de arma de fuego de uso civil, portación ilegal de arma de guerra”, todo ello agravado por la “participación de una menor de edad”.

La imputación a Suárez prevé la pena máxima, por lo que aún permanece detenido.

Los antecedentes del asesino del kiosquero en Ramos Mejía

Antes de asesinar a tiros al kiosquero de Ramos Mejía, Leandro Daniel Suárez había salido de prisión hace 14 meses, tras cumplir una condena a cinco años y 10 meses por hurto con escalamiento en grado de tentativa y robo a mano armada. En esa oportunidad, el delincuente había sido juzgado en el Tribunal N° 8 de la Justicia porteña.

Suárez cumplió su condena en la Unidad 19 del Penal de Ezeiza, del Servicio Penitenciario Federal, y quedó en libertad el 13 de agosto de 2020.

La cómplice de Suárez, una adolescente de 15 años, es inimputable por su edad y fue trasladada a un centro de menores

Leandro Daniel Suárez (30) y una adolescente de 15 años, detenidos por el crimen del quiosquero en Ramos Mejía (La Matanza) - Twitter @igonzalezprieto
Leandro Daniel Suárez (30) y una adolescente de 15 años, detenidos por el crimen del quiosquero en Ramos Mejía (La Matanza) - Twitter @igonzalezprieto

Por su parte, la adolescente de 15 años que lo acompañaba y sobre quien no quien no se difundió la identidad por tratarse de una menor, resultó cómplice en la serie de robos de este domingo y fue trasladada a un instituto de menores con una medida de seguridad.

Debido a su edad, la adolescente es inimputable.

Temas Relacionados